#Enacom2019 Comunicación institucional y nuevos espacios mediáticos | FCC

#Enacom2019 Comunicación institucional y nuevos espacios mediáticos

“Hay que enamorarse de las preguntas, no de las respuestas”: Un panel que busca destacar los nuevos modos de llevar adelante la Comunicación Institucional en el SXXI.

Por Giuliana Franco

Las panelistas Adriana Amado Suarez (UnTref), María José Bustos (FCC, UNC – UNVM) y Verónica Longo (UNSL), desarrollaron uno de los últimos paneles del ENACOM 2019 en la FCC. A lo largo de su exposición problematizaron la situación actual de la Comunicación Institucional. Explicaron que muchas veces se sigue pensando en base a estructuras del SXX y que los comunicadores no están apuntando su trabajo a las nuevas generaciones “de gamers y youtubers”.

Verónica Longo explica que en la carrera de maestría de Comunicación en la UNSL, donde ella enseña, forman profesionales que hacen foco y miran al comunicador institucional como relacionado con la producción, evaluación y la incidencia en políticas públicas. Se detuvo a pensar cómo la práctica está presente en las carreras de Comunicación Institucional y comenta sobre la maestría y cómo allí tienen más de la mitad de sus horas de plan de estudio dedicadas a la práctica. Se pregunta además “¿quienes están formando hoy en torno a la comunicación institucional? y ¿qué modalidades están asumiendo?", dejando a los oyentes algo sobre lo que reflexionar.

Adriana Amado Suárez se dedicó a remarcar algunas acciones que se siguen llevando a cabo en el campo profesional, pese a que son propias del siglo pasado. Explica que hace ya algunos años, la visibilidad ya no es un distintivo para las marcas, sino que lo es la confianza, y según estadísticas que presentó, en nuestro país, las instituciones más creíbles, son la Iglesia y las Fuerzas Armadas, mientras que la menos creíble son los partidos políticos. “Las instituciones más visibles en los últimos 20 años, son las menos confiables” sostiene. Además, explica que los receptores han migrado de las noticias y que ahora estamos frente a una generación de gamers, que buscan la interacción. Amado Suárez se pregunta, y pregunta de modo retórico a la audiencia, si “estamos comunicando para ellos o si nos estamos quedamos atrás”.

 

María José Bustos explica que lo que hacemos con la comunicación institucional contribuye a generar capital social, es decir, “estamos vertiendo al contexto social una cantidad de información a partir de la cual creamos las representaciones que nos hacen movernos en la vida cotidiana”. Luego retoma el tema que abordó la panelista anterior y recalca la importancia de la confianza en la comunicación: “reduce incertidumbre, otorga regularidades al sistema, funciona como correlato del poder y regula el ethos de las organizaciones”. Muestra estadísticas sobre la confiabilidad a las instituciones en Córdoba y del mismo modo que a nivel país, la más confiable es la Iglesia y luego le siguen las FFAA.

 

Cierran el panel con una serie de preguntas entre ellas, ‘¿qué hace la Iglesia para generar tanta confianza y generar uno de los mejores storytellings?’. Adriana Amado prosiguió a dar su opinión al respecto y comenta que no tienen una comunicación de campaña. En tiempos de incertidumbre, el mejor slogan para la gente lo tiene esta institución y es “Pare de sufrir”. Apelan directo a las emociones y no tanto a atraer nuevos adeptos, como sí hacen por ejemplo los partidos políticos. Son organizaciones que trabajan desde la interacción, no desde la masividad, “ya no se debe pensar en lo masivo, necesitamos ser creíbles, no visible”.